THE ROMANOFFS, serie de TV capítulo 2

Como venía diciendo en el artículo anterior, Condena a la mediocridad y ¡FELIZ NAVIDAD! esta serie se esmera por plasmar buena parte de lo expuesto y de manera directa, a bocajarro. Primera estupidez con la que me encuentro al buscar información de la serie: como es del creador de Mad Men entonces los seriófilos ya están predispuestos a encontrar un producto similar a Mad Men. ¿En serio? Es una total gilipollez esperar lo mismo pero con otro decorado. Es un capítulo BRUTAL que hay que disfrutar sin pensar en otra serie porque no tiene nada que ver. Tiene infinidad de mensajes potentes y en eso sí que es clavadita a la anterior.

Este texto contiene spoilers. Hay que leerlo después de ver el capítulo porque si se hace al revés se inhibe la capacidad de pensar del espectador y eso es una desgracia.

El capítulo 2 de «The Romanoffs» expone la vida de una pareja absolutamente normal (entendiendo la normalidad con la defición dada anteriormente). Creo que si vamos con una check list podemos ir poniendo cruces a todos los puntos que enumeré. Para mí el gran protagonista del capítulo es el actor principal.

  1. La mentira. En este caso tanto por vía pasiva como por activa. Pasivamente porque el tipo no se ha preocupado de tomar conciencia de sus carencias afectivas. Llega a los 40 y pico sin saber quien es o lo que necesita por lo que reacciona ante impulsos. Ante el estímulo femenino es manipulable y cae en un patrón de conducta que se ha tildado de «crisis de los 40» o «le pongo los cuernos a mi mujer». Y aquí la mentira pasiva (el desconocimiento de uno y la REACCION estimulada) da paso a la mentira activa que es la plenamiente consciente para lograr los objetivos individuales que en este caso es el de consumar la relación extra matrimonial.
  2. Mentira para destacar entre la multitud. Sigo con el personaje principal: impostar, fumar cuando él no fuma pero es que todo el capítulo está bañado por un mar de postureo. No creo que sea casualidad que hayan elegido un apellido ruso. No puedo demostrar lo que digo pero la impresión que me da es que si hay una sociedad que vive especialmente de cara a la galería esa es la sociedad rusa y sobretodo los nuevos ricos donde el demostrar poder adquisitivo es un punto funamental para ellos. He leído a Tolstoi y Dostoievski y toda la puesta en escena es lo que aparece en este capítulo es realmente un gran teatro y los personajes se ven representando su parte. Es una «mise en abyme» (proceso que consiste en representar una obra dentro de una obra) llevada muy sutilmente.
  3. La mediocridad. Les basta con sobresalir en apariencia y el máximo exponente de este punto es la mujer donde se adorna para ir a representarse en esa cena de gala y sobresalir entre todas las viejas que hay. En el país de los ciegos el tuerto es el rey por lo tanto mediocridad. Si estoy rodeada de viejas de 80 años y yo tengo 30, lo más probable es que ma caigan piropos no por ser excepcional sino por ser excepcionalmente joven. Mediocridad.
  4. Acomodación y apoltronamiento de los personajes. Han conseguido unos objetivos inmediatos. Pareja, casa, curro y ¿Ahora qué? Crisis de pareja y loquero para solucionarla cuando lo que necesitan es separarse. Es una pareja plastificada. No debería ser pero es el resultado de algo que quizás empezara como lío y no debía ser prolongado pero que lo fue y he aquí las consecuencias.
  5. En este punto voy a parafrasear y plagiarme a mi misma porque es, frase por frase lo que ocurre con los personajes. A medida que pasa el tiempo y hemos ido acotando nuestra zona de confort que nos provee de cierta seguridad aparente, nos aposentamos entrando así en un  patrón pre-establecido que nos vuelve predecibles y en consecuencia aburridos. Nos hastiamos de nosotros mismos y nos cansamos de los que nos rodean precisamente porque nada se mueve. No hay agitación porque nos volvemos perezosos. DESTACO EL MOMENTO CUBO DE RUBIC que siempre he considerado un pasatiempo de lo más estúpido y más cuando se sabe solucionar. Aún sabiendo solucionarlo, la gente sigue jungando con él como una inercia. Nos apoltronamos por comodidad y no deseamos ya movernos porque salir de esa posición es desconocido. Lo que nos es extraño nos produce miedo y por eso dicen “más vale malo conocido que bueno por conocer” porque aunque siendo malo se conoce y por lo tanto se controla la situación.
  6. Estando ya acomodados y habiendo automatizado ciertas respuestas emocionales o comportamientos, nos sentimos huecos como los personajes. Otros potencian su vida social diversificándola con el objetivo de tener más y variadas fuentes de distracción: asistir a un juicio por asesinato en calidad de jurado, cenas y bailes multitudinarios en este caso emulando otra época, vacaciones o crucero para conocer a gente

Pero si algo tengo que destacar por encima de todo es el final del capítulo el cual pone de manifiesto que muchas personas preferirán cometer un asesinato antes de confrontar un problema. En este caso, la dependencia emocional del sujeto llega al extremo de preferir matar a su mujer que decirle que la relación ha terminado. Y yo me quedé con la boca abierta y el corazón desbocado. MADRE MIA qué gran verdad! Afrontar una separación es complicado pero sólo es una metáfora. El mensaje es que cuanto más tardemos en cortar el problema, más grande se hará y más complicado será salir de él. Y algunos lo dejarán crecer hasta que no puedan más y para salir de él deberán hacer lo impensable, como en este caso, asesinar.

Ha sido un capítulo brillante y ya estoy deseando ver el próximo pero poco a poco, degustandolos porque son extremadamente ricos en matices.

 

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s